El Gran Mensaje de Navidad: ¿Quién era Zacarías?

Zacarías
Durante esta semana te estaremos ampliando y compartiendo información sobre la vida y el proceso que vivieron personas alrededor de Jesús. José, María, Zacarías, Juan el Bautista, los pastores de ese tiempo, y otros más. Acompáñanos con tu lectura y compartiendo este Blog con otros.

Seguramente muchos hemos pasado bastante tiempo orando por alguna situación y pareciera que no hayamos respuesta, sin embargo es un error pensar que Dios no nos escucha, que no hace nada por nosotros o peor aún que se olvidó de nosotros. Suele pasar que después de cierto tiempo en oración intensa por alguna situación, algunos tiren la toalla o archiven dicha petición.

Había un hombre sacerdote de aquél tiempo llamado Zacarías, este junto con su esposa Elisabet, eran descendientes de Aarón, tenían buen testimonio, eran obedientes y su vida estaba entregada al servicio de Dios pero no tenían hijos porque ella era estéril y ambos ya estaban viejos. Durante años Zacarías habría tenido una oración privada a Dios: “Señor, dame un hijo.” y al ver que su oración no fue contestada en su juventud desistió.

Dios le estaba hablando a través de un ángel y Zacarías estaba desconfiando, seguramente porque habría pasado mucho tiempo y su oración ya era parte de las “archivadas” o “no escuchadas por Dios” o tal vez habrían pensado junto con su esposa que no era la voluntad de Dios el ser padres, sin embargo para Elisabet era una vergüenza con la que había tenido que lidiar durante toda su vida. (Lucas 1:25) No fue fácil para ambos, pero a Zacarías su incredulidad lo dejarían mudo de acuerdo a las palabras del ángel.

"Que Dios esté en silencio, no quiere decir que no esté escuchando"

Ese día la oración privada y la oración pública de Zacarías fueron respondidas.

  • Privadamente pedía un hijo: “Tu esposa Elisabet te dará un hijo, y tú le pondrás por nombre Juan.”

  • Públicamente pedían salvación: “preparará bien al pueblo para recibir al Señor.” (v. 17)

“La respuesta de Dios a tu oración privada, puede ser también la respuesta a la oración pública de muchos más.”

Porque, aunque el Cielo esté en silencio, Dios no ha dejado de escucharte.

Tiempo después, Elisabet quedó en embarazo, cuando nació le pusieron por nombre Juan, pues así le había dicho el ángel a Zacarías, y ambos estuvieron de acuerdo en registrar así a su hijo. Tanto para Zacarías como para Elisabet la oración de tantos años había sido contestada, su vergüenza también había sido quitada y el cielo se alegraría del nacimiento de uno que después tendría el privilegio de Bautizar al mismo Jesús, el Salvador y la respuesta a esas oraciones públicas que realizaban por esos días los sacerdotes. ¡Vaya que privilegio!

Tu oración será contestada en el tiempo de Dios

Aunque a veces lo único que sintamos sean silencios, aunque creamos que nuestra oración no traspase el techo, aunque no recibamos una respuesta rápida o en el tiempo que nosotros la queremos, no quiere decir que Dios no nos está escuchando.

Muchos hemos caído en la tentación de “archivar oraciones” y esto no quiere decir que todas las vaya a contestar el Señor, porque probablemente, muchas de esas no están dentro de la voluntad de Dios o tal vez pueden incluso a la larga hacernos daño a nosotros mismos.

Recuerda que Dios tiene una cosmovisión del pasado, presente y de nuestro futuro, mientras nosotros vivimos día a día, unos aferrados a su pasado, otros atados a su presente u otros incluso sin una esperanza sobre su futuro. En fin, no dejes de orar, tu oración también puede ser de impacto para otras personas y se puede dar en cualquier momento o como le dijo el ángel a Zacarías “a su tiempo” tu respuesta va a venir en el instante oportuno de Dios.

Algunas recomendaciones

  • Te invito a experimentar un diálogo con Dios, hablale como un hijo(a), no desistas tu oración e incluye “que sea tu voluntad” dentro de tus palabras. Él estará feliz de escucharte. 
  • Empieza a leer ¡la Bíblia! Es una oportunidad para conocer y escuchar la voz de Dios. Puedes empezar por los evangelios que están en el Nuevo Testamento (Mateo, Marcos, Lucas y Juan) 
  • Busca un lugar donde aprender más de Dios, busca una iglesia donde asistir. Si no tienes un lugar, te invitamos a Chubut 605, B/Providencia, Córdoba-Arg. O bien, si lees desde otra ciudad o país te invitamos a ver en vivo nuestras reuniones. ¡Tenemos muchos recursos para ti, ingresa a nuestra Comunidad!  

— Si no tienes Bíblia, puedes leerla en línea. Te recomendamos la Youversion.

— Síguenos en nuestro canal de YouTube.

— Participa de nuestra Comunidad Digital.

Compartí este artículo

Subscribe To Our Newsletter

Get updates and learn from the best

Acerca del Autor:

Artículos Recomendados

Déjanos tu Comentario

0 0 votos
Calificación del Artículo
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios

No te pierdas los otros artículos de

Renacer Magazine

0
Por favor déjanos tu comentariox