He decidido dar este paso de fe

Grupo Completo
Este domingo 11 de diciembre se bautizaron 35 nuevos hermanos en Cristo. Damos gracias a Dios por este importante paso de fe y obediencia, y por las personas que los acompañaron para tomar esta decisión.
"Acepté al Señor como mi Salvador" "Dios me sostiene cada mañana" "Quiero obedecer a Dios" "Agradezco al Señor por su paciencia" "Sentimos que debemos entregarnos a Dios" "He visto cómo Dios cambió mi vida" "He comprendido el verdadero significado del Bautismo" "Dios me ha hecho sentir que soy importante para Él" "Siento que Dios hace tiempo viene tocando mi puerta" 

Estas palabras y muchas otras que puedes encontrar en los testimonios del Bautismo este domingo en nuestra Iglesia Renacer son la expresión de personas que han entregado su vida a Jesús y tomaron la decisión de Bautizarse. Dar pasos de fe no solamente requieren de nuestro movimiento físico si no también requieren de nuestro conocimiento intelectual, es decir, saber que pasos estoy dando.

Pero, ¿Qué paso de fe es el Bautismo?

El bautismo es símbolo y representación objetiva de la experiencia espiritual de conversión que el nuevo creyente ha tenido. Es decir, esta experiencia en esencia, es una muerte, una sepultura y una resurrección del nuevo creyente: muerte y sepultura al pecado y resurrección a vida nueva. En el creyente se repite, espiritualmente, los que fueron acontecimientos históricos y reales en Jesús; es decir, Jesús murió, fue sepultado y al tercer día resucitó. 

De manera que el bautismo tiene un significado bíblico, hermoso y espiritual. El bautismo representa, exteriormente, lo que el nuevo creyente experimentó interiormente en la salvación.

 "Pues ustedes fueron sepultados con Cristo cuando se bautizaron. 
Y con él también fueron resucitados para vivir una vida nueva, debido a que 
confiaron en el gran poder de Dios, quien levantó a Cristo de los muertos." 
Colosenses 2:12 NTV.

Debido a que el Bautismo también es una muestra de confianza y fe en nuestro Señor Jesús, el creyente también decide ser parte del Cuerpo de Cristo que es la Iglesia. Pasar por las aguas del Bautismo no solamente es una “experiencia” de la cual voy a recordarme el resto de mi vida, sino que también es entrada al reino de Dios.

Un paso para Entrar al Reino de Dios

"Te digo la verdad, nadie puede entrar en el reino de Dios si no nace de agua y del Espíritu." 
Juan 3:5 NTV

En esta ocasión Jesús tiene una abierta conversación con un fariseo de aquel tiempo, quién de manera oculta visitó a Jesús en la noche, con dudas acerca del reino de Dios. Jesús mismo lo instruyó a nacer nuevamente a través del agua y del Espíritu. Mientras conversaba con este fariseo llamado Nicodemo Jesús notó que sí creía, pero tan solo era un “espectador más”. “A menos que nazcas de nuevo no podrás VER el Reino de Dios” —dijo Jesús. ¿Qué quieres decir —exclamó Nicodemo. Te digo la verdad, nadie puede ENTRAR en el reino de Dios si no nace de agua y del Espíritu—le contestó Jesús.

Basado en esto, es necesario saber qué pasos determinantes estoy dando, porque no solamente “me sumergí en agua” sino que ahora he dejado de ser un asistente, espectador y observador, para ser un discípulo de Jesús; y además entrar al Reino de Dios y ser miembro de la Gran Familia que es la Iglesia de Jesucristo.

"El Bautismo es un sello y una señal de que hemos sido adoptados en la familia de Dios"
Pr Eduardo Regondi predicando en el Bautismo

¿Qué sigue ahora?

Después de este hermoso testimonio público de fe en Jesucristo, y ser parte de la Gran familia del Señor, tengo la oportunidad de ser Luz en medio de la oscuridad, pero ahora con convicciones y acciones firmes, partícipe del avance del Reino de Dios y un nuevo discípulo de la gran comisión.

"Por lo tanto, vayan y hagan discípulos de todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo". Mateo 28:19 NTV

Damos gracias a Dios por estas 35 personas que dieron este importante paso del Bautismo. Pero tanto para ellos como para el resto de nosotros, éste no es el fin, sino recién el comienzo. Ahora todos juntos seguiremos llevando a cabo nuestra misión de reconciliar a las personas con Dios, y guiarlas en una relación creciente con Jesucristo.

¿Ya sos parte de esta trascendental misión? ¿Qué estás esperando? ¡Hay lugar para vos también!


Si te gustó este artículo, por favor déjanos al final tus COMENTARIOS. También te invitamos a:

Compartí este artículo

Subscribe To Our Newsletter

Get updates and learn from the best

Acerca del Autor:

Artículos Recomendados

Déjanos tu Comentario

0 0 votos
Calificación del Artículo
Suscribirse
Notificar de
guest
2 Comentarios
Más antigua
Más reciente Más votados
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios

No te pierdas los otros artículos de

Renacer Magazine

2
0
Por favor déjanos tu comentariox