Cinco sugerencias para un crecimiento personal en este 2023

crecimiento
Arrancamos este nuevo año y algunos tendrán nuevos desafíos, proyectos, planes por concretar, e intentamos hacer miles de cosas para "ser mejor" lo curioso es que nos llenamos más de actividades que de principios y valores. Quiero mencionarte las 5 cosas más importantes para mi que creo que nos ayudarán a crecer en este 2023.

1. Establece un compromiso definitivamente con tu Crecimiento

En cambio, hablaremos la verdad con amor y así creceremos en todo sentido hasta parecernos más y más a Cristo (Efesios 4:15 NTV)

De nada sirve realizar una lista larga, si no hay un verdadero acompañamiento de acción. Por estos días muchos llenan sus agendas de tareas pesadas que incluso superan su tiempo y responsabilidad, y es que, en un alto porcentaje solemos llenarnos más de lo que “nos gustaría” que de lo que “necesitamos” y estamos dispuestos a hacer, y el no cumplimiento de estas listas largas pueden llevarnos incluso a una frustración.

Cuidado con la Procrastinación

Si bien, no es una enfermedad, puede ser un mal hábito cuando de evadir responsabilidades se trata, es muy común que este “ladrón del tiempo” sea un factor para impedir nuestro crecimiento, espiritual, ministerial o personal. A veces reemplazamos tareas importantes por placeres momentáneos (incluidas las redes sociales) y cuando te diste cuenta, han pasado 2 o más horas.

¿Qué hacer? podría escribir muchas alternativas, pero tal vez una de las más efectivas es, identificar un horario para “ocio” y marcar bien los límites para esto, hace poco tiempo descubrí una App que te limita los tiempos de uso de las aplicaciones, por mencionarte una de tantas “bienestar digital”, también puedes encontrar según tu sistema operativo. ¡vamos, se pueden establecer límites!.

Todo tiene su momento oportuno; hay un tiempo para todo lo que se hace bajo el cielo 
(Eclesiastés 3:1 NVI)

Alimenta tu fe y tus miedos morirán de hambre

El miedo y también las críticas son obstáculos que “limitan propósitos” no permitas que el “miedo” a empezar un proyecto sea mayor que el “entusiasmo” de hacerlo, ¿dedicas más tiempo pensando en lo mal que puede salir algo o inviertes bien el tiempo ocupándote de todo lo necesario para que te salga bien?.

He escuchado mucho sobre la fe, y he aprendido que juega un rol muy importante también en las pequeñas cosas, porque la fe “no es un complemento” al contrario, “yo la complemento” con mis acciones, la fe se alimenta por el oír, escucha más palabras que te edifiquen, asiste a la iglesia, lee, oye podcast mientras haces otras funciones, habla con más personas que te den consejos sabios, etc.

Vivimos por fe, no por vista. (2 Corintios 5:7 NVI)

2. Decide ser una persona generosa

Da Tiempo

El tiempo tiene mucho más valor que el mismo dinero, puedes tener dinero pero sin tiempo no tendría sentido, al contrario de esto, si podrías tener tiempo para lograr y hacer muchas otras cosas. Como el tiempo tiene tanto valor, aunque no lo hayas notado, las más grandes empresas se pelean por “robarnos” ese tiempo y hacer que pasemos horas, consumiendo sus productos. Prueba con “reemplazar” lapsos improductivos por momentos que te sumen valor con Dios, familia, contigo mismo, etc.

No se olviden de hacer el bien a los demás ni de compartir con otros lo que tienen (Hebreos 13:16a PDT)

Da Alegrías

Es tan importante aprender a dar como aprender a pedir, por lo general estamos más programados a pretender y exigir, que proveer y entregar. Intenta compartir más con otras personas, que simplemente guardar las cosas para ti mismo, ¡Notarás la diferencia! debemos entrenar más la generosidad.

Así que no nos cansemos de hacer el bien. A su debido tiempo, cosecharemos numerosas bendiciones si no nos damos por vencidos. (Gálatas 6:9 NTV) 

Da Dinero

Posiblemente, es una de las cosas que más nos cuesta dar. Dicen algunos expertos que “por lo general, las personas son más escépticas a entregar lo que más buscamos y apreciamos” ¿Te diste cuenta? El dinero es una de esas cosas y puede ser peligroso a tal punto de convertirse en una idolatría, La Bíblia dice: El amor por el dinero causa toda clase de males. Por querer tener más y más dinero, algunos se han desviado de la fe y se han causado gran sufrimiento (1 Timoteo 6:10 PDT) para esto es necesario empezar a practicar el desapego al dinero, siendo generosos, no quiere decir que dejemos de trabajar o generar, pero si, empezar a dar. Hay muchas formas de hacerlo y a quién, pero principalmente debería empezar con Dios (primicias, ofrendas, diezmos, etc) familia (provisión, ayuda, sostén etc) otros (ofrendas especiales, colaboración, aporte para un proyecto etc)

Honra al Señor con tus riquezas y con lo mejor de todo lo que produces. (Proverbios 3:9 NTV)
No amen el dinero; estén contentos con lo que tienen, pues Dios ha dicho: «Nunca te fallaré. Jamás te abandonaré» (Hebreos 13:5 NTV)

Da Gracias

Ser generoso a través del agradecimiento te abre puertas, esto es algo que debería estar en nuestro vocabulario al principio y al final de cada oración, en todo y por todo. Dice el Pr. José Luis Cinalli en su libro los tesoros escondidos:

Motivos por los que dar gracias. Si tienes comida en la heladera, ropa en tu
cuerpo y un lugar para dormir eres más rico que millones en el mundo y por
ello puedes dar gracias a Dios. Si tienes abundante comida en tu plato estás
entre los afortunados de este mundo y puedes dar gracias a Dios. Y si
despertaste esta mañana con más salud que enfermedad eres más bendecido
que muchos que ni siquiera sobrevivirán en este día y, por ello, también le
puedes dar gracias a Dios. Y si nunca has experimentado el temor de la
guerra, la soledad de la cárcel, la agonía de la tortura y las punzadas del
hambre estás mejor que millones de personas en el mundo y, por ello, le
puedes dar gracias a Dios. Si puedes asistir a una iglesia sin temor al
hostigamiento, al arresto, a la tortura o a la muerte eres más bendecido que
millones de personas en el mundo y, por ello, le puedes dar gracias a Dios.
Y si simplemente puedes mantener tu cabeza en alto y sonreír, no eres la
norma. Tú eres único para aquellos que viven llenos de amargura, dudas y
desesperación y, por todo ello, también puedes darle gracias a Dios.
¡Disfruta de cada día, disfruta de este día! Cuenta en él todas tus
bendiciones y no olvides enviar al cielo un acuse de recibo por medio de
una oración de gratitud.

 Ustedes serán enriquecidos en todo sentido para que en toda ocasión puedan ser generosos, y para que por medio de nosotros la generosidad de ustedes resulte en acciones de gracias a Dios. 
(2 Corintios 9:11 NVI)

Espera mañana la continuación de este Artículo…

Algunas recomendaciones si nos lees por primera vez

  • Te invito a experimentar un diálogo con Dios, hablale como un hijo(a), no desistas tu oración e incluye “que sea tu voluntad” y da gracias por todo” dentro de tus palabras. Él estará feliz de escucharte. 
  • Empieza a leer ¡la Bíblia! Es una oportunidad para conocer y escuchar la voz de Dios. Puedes empezar por los evangelios que están en el Nuevo Testamento (Mateo, Marcos, Lucas y Juan) 
  • Busca un lugar donde aprender más de Dios, busca una iglesia donde asistir. Si no tienes un lugar, te invitamos a Chubut 605, B/Providencia, Córdoba-Arg. O bien, si lees desde otra ciudad o país te invitamos a ver en vivo nuestras reuniones. ¡Tenemos muchos recursos para ti, ingresa a nuestra Comunidad!  

— Si no tienes Bíblia, puedes leerla en línea. Te recomendamos la Youversion.

— Síguenos en nuestro canal de YouTube.

— Participa de nuestra Comunidad Digital.

Compartí este artículo

Subscribe To Our Newsletter

Get updates and learn from the best

Acerca del Autor:

Artículos Recomendados

Déjanos tu Comentario

3.7 3 votos
Calificación del Artículo
Suscribirse
Notificar de
guest
5 Comentarios
Más antigua
Más reciente Más votados
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios

No te pierdas los otros artículos de

Renacer Magazine

5
0
Por favor déjanos tu comentariox